Albatros ojeroso (Thalassarche melanophris) Patagonia Argentina. Octubre 2006. Si hay unas aves tipifican el espíritu oceánico son los albatros. En el trayecto que hice entre Puerto Deseado e Isla Pingüino tuve la fortuna de ver algunos ejemplares de esta especie y retratarlos a pesar de que la lancha iba zumbando y las aves venían en dirección contraría. Patagonia es un destino de ineludible peregrinaje para cualquier fotógrafo, ornitólogo y amante de la naturaleza. Sara y yo la recorrimos en coche de alquiler desde Buenos Aires hasta Calafate y luego volamos a Ushuaia. Tengo muy gratos recuerdos de aquel viaje ¡tan gratos... como el albatros!

Cámara Nikon D2X con objetivo Sigma 50-500mms. a pulso desde Zodiac en marcha.

Salvador Solé Soriano

En fotored desde 22/10/2011

Ficha personal
  • hace 7 años
    Alberto Arcos Hurtado
    Siempre nos obsequias con capturas de aves excelentes, no se te escapa una. Pese a la dificultad que comentas, de tener que fotografiar a gran velocidad, la has cazado al vuelo estupendamente. Lo más curioso de esa fotografía, que da la sensación que el ave no tiene plumas, sino un caparazón, supongo que es de la velocidad de vuelo, que transforma su cuerpo en una forma totalmente aerodinámica, con ese pico que parece formar parte de forma de la cabeza. Me gusta Saludos
  • hace 7 años
    José Arcos Aguilar
    Uuffff!!, encima de una zodiac, máxima dificultad, tienes un pulso fenomenal.., me imagino que iba bastante cerca del agua, por que el fondo es el agua no el cielo.., una captura preciosa!!.., saludos.
  • hace 7 años
    Salvador Solé Soriano
    Respuestas para ambos: El plumaje de los Albatros es muy denso (casi parece neopreno) ya que se pasan la vida en aguas muy frías. Las muchas capturas que se me escapan nunca podrán aparecer en Fotored... Pongo gran dedicación en la fotografía de aves y por eso tengo tantas. Como se trataba de un contraluz (el sol estaba muy poco velado por nubes altas) dispuse pude tirar a 1/400 de velocidad y luego aclarar sombras. La mayoría de fotos que le tiré al bicho quedaron movidas.