FotoRed comparte, aprende y disfruta de la fotografía

La familia Picidae es una de mis preferidas. Será por eso que en FotoRed ya he mostrado, con esta, 19 especies de pitos, picos, carpinteros y picamaderos, Torcecuello euroasiático incluido. El Carpintero arcoiris (Melanerpes flavifrons) es un vistoso representante de la rama sudamericana de esta familia. Se le encuentra en el cuadrante S.E. de Brasil (no llega a Uruguay), la provincia de Corrientes (punta N.E. de Argentina) y el este de Paraguay. Habita selva húmeda pero también zonas rebrotadas, arboledas, plantaciones y huertos, lo que significa que soporta la presencia humana y no corre, por ahora, peligro de extinción. Y, además, al menos dos especies de loros se benefician al criar en sus agujeros abandonados. El ejemplar de la foto es un macho; la hembra se diferencia en que carece de coronilla y nuca roja pues, en su caso, es negra, igual que la espalda. De punta de pico a punta de cola miden 17 cm, que es poco para un pícido, aunque los hay bastante más pequeños. Su dieta está más basada en frutas, bayas y semillas que en insectos y sus larvas, lo cual no es habitual en los carpinteros. El sujeto de la foto escogió posar brevemente en un bonito posadero decorado con hongos pero, si os fijáis, para retratarlo tuve que dar con un hueco muy estrecho entre dos troncos (desenfocados a cada lado de la imagen).

Cámara Nikon D500 con objetivo Sigma 150-600 mms. f: 5.0 - 6.3 (Sport) a pulso. Iso:500 Exposición (v):1/320 de segundo. Apertura (f):6.3

Salvador Solé Soriano

En fotored desde 22/10/2011

Ficha personal
  • Que bonito pájaro. Además tiene un colorido magnífico. Con esa pose captada a contrapicado. El ojo en su punto y además el detalle de los hongos en primer plano que  suman en el resultado final. Que envidia yo nunca he visto ninguno!!
    • Salvador Solé Soriano :hace 1 mes Gracias, Miguel Angel. En Catalunya haya dos especies de carpinteros relativamente comunes (Pito real ibérico y Pico picapinos). Para detectarlos (y verlos) conviene memorizar sus llamadas, que los delatan.
  • hace 1 mes
    Alicia Díaz
    Una preciosidad de ave, y una preciosidad como la has captado; los colores se muestran suaves y naturales, el contrapicado aporta un punto de vista interesante a mi parecer. Sólo me hubiera gustado que los hongos hubieran quedado también a foco, pero eso sólo por pedir la guinda... :-) Me gusta mucho.
    • Salvador Solé Soriano :hace 1 mes Ya es mucho que lo pillase enfocado a él; posiblemente, con mi objetivo, ni siquiera con el f cerrado a tope acabarían de quedar a foco los hongos (aunque estaban tan cerca). El contrapicado no es el ángulo que elegiria pero a menudo las aves arbóreas te lo imponen. Gracias por tu amable comentario, Alicia.
    • Alicia Díaz :hace 1 mes Sí, desde luego que ya es mucho que consiguieras enfocarlo en el pequeño espacio entre los troncos como efectivamente se percibe. El pastel ya es sabroso sin la guinda... :-)