FotoRed comparte, aprende y disfruta de la fotografía

Este tipo de fotografía me interesa tanto como otros muchos pero tengo pocas oportunidades de practicarlo y, en consecuencia, obtengo todavía menos resultados que puedan mostrarse por la calidad y por su capacidad para preservar el anonimato de la modelo. En este caso añadí una edición que resalta los pliegues, entre otras bondades. Lo que no tiene la edición es aquello por lo que se ha hecho famoso el perrrrverso Potochó; suculentos apaños en las medidas y volúmenes de la anatomía.

Cámara Canon EOS 20D con objetivo Sigma 10-22mms. trípode y cable. Iso:100 Exposición (v):1.6 segundos Apertura (f):11

Salvador Solé Soriano

En fotored desde 22/10/2011

Ficha personal
  • hace 6 años
    marta Liber
    Es una imagen con agradables redondeces y en posición casi fetal, lo que la hace algo diferente. Que bueno poder realizar alguna de estas tomas, tal como lo veo es casi un privilegio de pocos. El contraste del fondo con el cuerpo queda muy bien. Me gusta, saludos
    • Salvador Solé Soriano :hace 6 años Al menos, ahora, con la capacidad de editar en Photoshop, se pueden simular algunas de las ventajas de un estudio profesional y eso hace que los resultados sean mejores. Gracias por tus amables comentarios, Marta.
  • La pose de la modelo no es muy sexy pero tiene un mensaje de recogimiento y de autopreservación, como interpreta muy bien Marta como el feto, que se sale de las estereotipadas posturas de las modelos "guay" a las que estamos acostumbrados a ver. Incluso las redondeces de la modelo, que en estos tiempos no se llevan, la hacen, para mi gusto, más real, más "como la vida misma" ... una mujer normal.... Sobre el Potochó, pienso, ha hecho mucho daño a este tipo de fotografía. El exceso de retoques ha dado lugar a que a muchas de las modelos no las conozca  " ni su propia madre".  El fondo oscuro hace resaltar las formas. La textura del pelo me gusta.  
    • Salvador Solé Soriano :hace 6 años El desnudo no tiene porqué resultar siempre sexi aunque, como buenos animales que somos, nos cuesta mucho trabajar ese concepto sin caer en atavismos. Parte de la originalidad de la toma está en esa falta de sex-apple. Ojo, que uno tampoco tiene acceso a modelos profesionales, de esas (o esos) que han hecho del atractivo físico una profesión. Así que la cosa va de otro palo, un tanto por necesidad y un tanto por inclinación personal. Por otro lado, mi labor como fotógrafo es resaltar la belleza de todo; mostrar que una persona normal puede dar buen resultado en una foto de desnudo me parece un noble propósito. Por último diré que el Potochó es inocente; a diferencia de las minas anti-persona, el Potochó, como la pintura al óleo o la cámara fotográfica, son herramientas y recursos para el arte y, al igual que se puede matar a alguien a golpes con un desfibrilador, el Potochó puede ser mal utilizado por personas sin escrúpulos. Gracias por tu amable comentario, Mª Jesús.
  • hace 6 años
    Antonio Cuenca. vaya
    excelente y guapa toma, con un trabajo de edición extraordinario, te felicito, un saludo.