Los resquicios entre los bloques de nieve con que construimos nuestro iglú (véase “Iglú bajo Orión”) albergaban extraños e ínfimos paisajes espeleológicos como éste. El tono azul está exagerado en un 30%.

Cámara Canon Powershot G12, a pulso. Iso:80 Exposición (v):1/30 de segundo Apertura (f):5.6

Salvador Solé Soriano

En fotored desde 22/10/2011

Ficha personal
  • hace 5 años
    Norma Betty Lago
    Bellísima imágen, ojalá algún día logre algo así
  • hace 5 años
    marta Liber
    Yo estoy en una etapa en que disfruto mucho este tipo de fotografías. Es la atracción de lo diferente. Me quedé pensando como hubiera quedado sin modificar el color. Por supuesto que quien entiende de edición eres tú. Felicidades!
    • Salvador Solé Soriano :hace 5 años Sin modificar el color, la imagen resultaba menos llamativa, más apagada. Así que las opciones eran dos, o pasarla a B/N o saturarla un tercio. Y me decanté por esa segunda opción para reforzar el entendimiento de que se trata de un material frío y hacerla más atractiva. Gracias por tus comentarios, Marta.
  • hace 5 años
    Alberto Arcos Hurtado
    Pues las texturas, la profundidad de la toma y el colorido... le da un nosequé y un queseyó, que queda estupenda.