Tras varias visitas a la recoleta y ordenada capital del país helvético, donde la vida parece transcurrir sin sobre saltos, sorprende encontrarse a orillas de su hermoso río Aare con algo que rompa ese aparente orden perfecto. Una vieja casa a su orilla, no abandonada pero si ocupada por supongo jóvenes de la contracultura, pintada de vivos colores y muchos grafitis me golpea visualmente sin estar preparado para ello. No es que censure su manera de vivir, sus inquietudes, su rebeldía, nada mas lejos de ello, es solo que no me lo esperaba. En la enrejada ventana una muñequita de esas que tanto daño dicen que ha hecho entre las jovencitas por su figura imposible, con un ajado vestido de novia, permanecía atada a la reja con un alambre de acero. Muy visual y evidente, el título me vino a la cabeza sin necesidad de pensar

5D, 100/400

Etiquetas automáticas generadas por Fotored:
#art-o #por #rojo #rosado #vaso #ventana

Txema Bacaicoa (Colectivo IS)

En fotored desde 04/01/2012

Ficha personal
  • hace 7 años
    Salvador Solé Soriano
    A medio camino entre el punk y el vudú, la imagen posee una extraña combinación de efectos kischt inquietantes. La marca de labios en la esquina de la ventana también tiene su qué. Bien visto y bien expresado
  • hace 7 años
    Alberto Arcos Hurtado
    Si bien lo que más destaca de todo esto, es la muñeca... a mi lo que más me ha llamado la atención es el labio pintado en la esquina del marco de la ventana... poco hace falta para que mi imaginación se dispare. Una toma con muy buen ojo.