Un restaurante barcelonés lleno de comensales, tres chalados por la fotografía y un motivo que era un reto por la luz. Tres cámaras que de mejor a peor eran, Una Canon 5D, una Canon 400D y una Panasonic Lumix FZ 30. Pecando quizás de falta de modestia y siendo consciente de lo aplicable que es aquel dicho “sonó la flauta por casualidad”, de las tres, la más equilibrada era esta, la de la Lumix. Pero lo realmente divertido de aquella situación fue ver las caras del resto de comensales ante nuestras evoluciones cámara en ristre buscando el mejor punto para hacer la foto y peleando con la luz intento tras intento hasta conseguir algo que se pudiera mostrar. Alguno llego a preguntarnos por el motivo de fotografiar aquellos periódicos. No lo entendían. ¿Y vosotros?

Lumix FZ 30

Txema Bacaicoa (Colectivo IS)

En fotored desde 04/01/2012

Ficha personal
  • hace 7 años
    Salvador Solé Soriano
    El motivo, original donde los haya, justifica la foto. Otra cosa es que, cuando se juntan varios obsesos, las situaciones tienden al surrealismo pero es muy triste la sociedad en la que nadie hace nada inesperado o por impulso propio, al margen de si los demás comprenderán o no la performance. Quien puso el foco justo sobre ese montaje entre culinario e informativo, ya captó algo de la curiosa estética del montaje y os estaba invitando al retrato.
  • hace 7 años
    Norma Betty Lago
    Cuando la vi, me asombró y me dije, esto es saber fotografiar, felicitaciones!
  • hace 7 años
    Bea Grasso
    Excelente la luz y composición! Creo que nunca le hubiese prestado atención para tomarle una foto... jeje